Eloy Garza

Respuesta a cinco preguntas y un pilón del programa de Azteca Noreste “Los periodistas

Eloy Garza González

Ayer se trasmitió una emisión más del programa de Azteca Noreste: Los periodistas, que conduce con gran tino Luis Padua. Compartí mesa con los colegas Ramón Alberto Garza y Gilberto Marcos. Respondo ahora a tres preguntas que se formularon ayer.  

1.- Encuestas. ¿A quién le creemos?

Nate Silver se hizo muy famoso con un libro titulado La señal y el ruido. En su best seller Silver explica cómo navegar por la maraña de datos que nos inunda, cómo localizar los que son relevantes y cómo utilizarlo para elaborar predicciones infalibles. Las tendencias que mide Nate Silver no son encuestas: son un concentrado de las mejores encuestas. Con este método, Silver pudo pronosticar los resultados del beisbol. Luego lo usó para campañas electorales y en 2008 pronosticó quién ganaría en 49 de los 50 estados de la elección presidencial norteamericana. Entonces no vale creerle a una encuesta; usemos mejor el método de Nate Silver. Creámosle al concentrado de encuestas. Un método que no se utiliza bien a bien en Nuevo León. Ahora se dice que el 90% de las encuestas en nuestro estado son patito, o sea, de mentiras. Pero esto es una anomalía que pasa también en Estados Unidos. Y voy más allá. En la primera potencia del mundo no sólo hay encuestas “patito” como en Nuevo León, sino también intérpretes “patito” de los concentrados de encuestas. Uno de los capítulos del libro de Nate Silver se titula: “¿Es usted más listo que los expertos de la tele?”. Recuerdo la anécdota de un programa de televisión célebre llamado The McLaughlin Group: una mesa de debate con expertos que hablaban de campaña electorales. Al analizar las encuestas de la campaña Obama–John McCain y ante un concentrado que daba 30 puntos de ventaja a Obama sobre McCain, los expertos dijeron que no había ganador claro y que “los indecisos decidirían finalmente esa elección”. Otro experto dijo que el resultado “era demasiado ajustado como para responderlo”. Un día después del triunfo arrollador de Obama volvieron a invitar a estos expertos y ninguno de estos expertos se tomó la molestia de dar alguna  explicación sobre lo desacertado de sus predicciones.

Al término de esta elección de Nuevo León tendremos que pedir cuentas a los expertos y evaluaremos su desempeño en las elecciones, a ver quién tuvo razón y quién se equivocó. Auditemos también a los periodistas que aparecen en televisión. Las opiniones profesionales deben ser citadas a cuentas al término de los comicios. 

2.- ¿Qué pesa más: seguridad, economía, salud?

Pesan más los temas que el candidato ganador imponga en su agenda. Si Samuel García gana vamos a decir que pesó más la crítica contra el PRIAN, y la acusación de que se infiltró el PRI a Morena al grado de aludir que son la misma gata revolcada. Si gana Clara Luz Flores se dirá que se impuso la agenda de AMLO. Si gana Adrián de la Garza se dirá que se impuso la agenda de seguridad. Y si gana Fernando Larrazábal se dirá que los milagros existen.

3.- ¿Sorprenderán Clara Luz Flores y Fernando Larrazábal?

El video que sacó Adrián de la Garza contra Clara Luz fue a finales de marzo. Aparentemente esto provocó una caída en picada de la candidata. No es verdad que hasta ahora lo aclarara Clara Luz en su video. Lo hizo también (modestia aparte) en el programa de televisión Charla con Eloy Garza hace tres semanas, el 6 de abril. Ahí Clara Luz dio una explicación del porqué entró a NXIVM y especialmente del porqué se salió de esa secta. 

4.- ¿Cuál candidato a gobernador es más difícil de entrevistar?

El candidato más difícil de entrevistar es el que va ganando. Siempre pasa así. Los punteros son más difíciles de cuestionar porque cuidan su posición. Se vuelven jarritos de Tlaquepaque. Y es natural: corren más riesgo los candidatos ganadores. En cambio, los que van abajo en las encuestas, acuden a una entrevista ipso facto, dispuestos a arrancarse la piel, a dar el todo por el todo. Quizá estos aspirantes sigan aquella frase célebre: “Nadie sabe lo que pierde cuando pierde la vergüenza”. 

5.- ¿Cuál es tu candidato favorito?

El que va perdiendo es mi candidato favorito. Es el que se la juega de más. Está dispuesto a aventarse al agua sin salvavidas. El que va ganando se mete en una torre de cristal. Incluso por eso fue un error de Clara Luz abrir fuego en contra de quien iba en segundo lugar a finales de marzo, porque eso demuestra que lo que digo es cierto. El que va arriba tiene que armarse con una coraza de protección. Y las corazas de protección son el arma de guerra más aburrida, porque no embiste; se defiende. 

El pilón: ¿Paridad de género en el PAN Nuevo León? 

Las reglas no son para salir del paso. Ni para cumplirlas mínimamente por pura formalidad. Si así se procede es porque en el fondo no se cree que sea necesaria la paridad de género. En vez de poner a todos sus familiares en las candidaturas, Mauro Guerra, el dirigente estatal del PAN, debió asimilar la paridad de género. No es un problema de mover fichas; es un problema de asumir compromisos sociales. Si no, las posiciones políticas se vuelven pactos de mafiosos, en este caso entre Zeferino, Gracia y Víctor Pérez. Mal se ven los tres cupuleros panistas tumbando al pobre candidato de un pueblo rural con muchas carencias, para beneficiar a los candidatos urbanos donde hay más votos pero no menos problemas que al interior de Nuevo León.

Liga al programa Los Periodistas

https://fb.watch/57VK8oI6Es/

https://www.info7.mx/tema/los-periodistas/706164

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

.

(Visited 25387 times, 1 visits today)

About The Author

Te puede interesar...

LEAVE YOUR COMMENT

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *